Windfolk: Sky is just the Beginning – Análisis

0

Windfolk: Sky is just the Beginning fue originalmente lanzado en PS4 el 13 de enero de 2021, y llegó por primera vez a Steam el próximo 27 de septiembre a manos de la editora Gammera Nest y la desarrolladora Fractal Fall.

Es el único juego de esta última, pero otros de los más conocidos de la editora española son Tape: Unveil the Memories e Insomnis.

windfolk

Que rojo era mi valle

Historia simple pero efectiva

En este modo, combatiremos hordas de enemigos, completaremos pequeños desafíos contrarreloj, lucharemos contra jefes, y dispondremos de cierta libertad para explorar cada uno de los mapas en los que nos encontremos.

Al más puro estilo de Star Wars, seguiremos la historia Esen, nuestra protagonista, y Bartrax, dos miembros de la Resistencia que están intentando recuperar su tierra, cultura, recursos e incluso su propia libertad. En resumen, todo aquello que la Coalición les arrebató.

Se trata de una historia bastante lineal, dividida en un pequeño tutorial y ocho capítulos, sin misiones o personajes secundarios. Cuenta únicamente con tres principales, pero son lo suficientemente interesantes como para hacer de la historia uno de los puntos más fuertes del juego.

Está construida de forma que, con su final, da pie a una posible continuación de la IP si así lo quisieran FractalFall y GammeraNest.

La duración de esta es de unas cuatro o cinco horas, pudiendo extenderse hasta unas ocho como mucho si buscaras completarlo todo al 100%.

windfolk

Viviremos combates de altos vuelos

TPS algo indiferente, pero con sinergias muy entretenidas

En este shooter en tercera persona, contarás con una mira bastante amplia que hace que el juego apunte de forma automática a todos los adversarios que estén dentro de ella. En un principio no nos pareció una mecánica interesante, pero se sincroniza de forma perfecta con el resto de herramientas a tu disposición en el juego, ayudando a controlar la naturaleza caótica
de los combates.

Podrás utilizar tres armas diferentes y tres habilidades que desbloquearás junto a ellas. Cada arma cuenta con un ataque básico y uno especial. También tendrás un botón con el que eludir
los ataques del enemigo.

En primera instancia, esto podría hacer parecer que el juego carece de variedad y que harán que la experiencia de este se torne repetitiva, pero nada más lejos de la realidad.

A medida que aprendamos a combinar nuestro armamento y las habilidades a nuestra disposición, descubriremos formas fantásticas de controlar el caos y las oleadas de enemigos
que Windfolk nos lance a la cara.

Tendremos toneladas de acción en Windfolk

Además del sistema de combate está el sistema de vuelo que nos permite pasar zumbando por los preciosos paisajes de Eurian. Está diseñado de forma que se siente genial, aunque algunas
animaciones de vuelo son algo bruscas.

La desarrolladora se ha centrado claramente en potenciar los puntos más fuertes de la jugabilidad de Windfolk. Dejando de lado otros menos importantes o relevantes, como las
animaciones -o la falta de ellas- al hacer ciertos movimientos que raramente verías jugando de forma convencional.

Al volar sin propulsarte, Esen permanecerá completamente estática mientras se mueve; y si fueras a caminar sin usar tu equipamiento, sentirías como si te estuvieras deslizando por el
suelo. De nuevo, no influyen para nada en la experiencia de juego general dado que los verás de forma muy ocasional.

windfolk

Con el modo arcade lucharemos por bajar nuestros tiempos de carrera

Modos de juego

La exploración del modo historia está dividida en cuatro mapas de extensión limitada dentro de Eurian, con las clásicas paredes invisibles que te impedirán avanzar. Aparte de la historia
principal, podrás explorar estos mapas para hacerte con piezas del diario de Esen que te servirán para ahondar aún más en la historia y cultura de Eurian.

La duración del juego en general es lo suficientemente corta como para que la falta de diversidad de armas o modos de juego no hagan que su jugabilidad se sienta repetitiva, pero
tampoco vemos diversidad suficiente que invite a querer volverlo a jugar una vez terminado.

También dispondremos de un modo arcade, dentro del que nos encontraremos con tres modos de juego diferentes:

Contrarreloj: deberás volar de un punto de partida hasta el final, atravesando diferentes arcos de viento a la mayor velocidad posible y dentro de un límite de tiempo.
Derrape aéreo: es similar al anterior, solo que los giros que tendrás que hacer entre los círculos en el aire serán mucho más bruscos, aumentando la dificultad de este significativamente.
Arena de combate: tendrás que sobrevivir y derrotar hasta un máximo de diez oleadas de enemigos, con diferentes jefes distribuidos entre ellas.

Este modo arcade hace las veces de modo desafío, añadiendo un piquito extra de dificultad al juego así como algo más de contenido jugable.

Con respecto al grado de dificultad general, es sorprendentemente alto llegando a ponerte en serios apuros en numerosas ocasiones. Especialmente durante los jefes finales de algunos
capítulos. Estos tienen una debilidad específica que puedes explotar y los hace mucho más fáciles de lo que deberían ser, pero la tendréis que descubrir vosotros mismos.

En el hud nos aparecerán las tareas a realizar

Cuidado gráficamente con una banda sonora preciosa

El apartado gráfico está sumamente trabajado, haciendo que la inmersión en el mundo de Windfolk sea instantánea. Cada uno de los mapas es excelente y están pulidos hasta el más
mínimo detalle.

Uno de los puntos negativos es la distancia de visión, incluso en un ordenador de gama media-alta con los gráficos por encima de la calidad media, veremos cómo algunos objetos,
detalles o texturas del mapa no cargan hasta que estemos justo delante de ellos.

La banda sonora es sencillamente genial, con notas que recuerdan a Star Wars, especialmente la que suena en momentos de tensión cuando nos encontramos rodeados de enemigos,
mezcladas con sonidos que aluden más a un juego de rol o aventura.

Los efectos de sonido de las armas, habilidades y enemigos son fantásticos, haciendo que cada una de estas se sienta única y añadiendoles un toque extra de personalidad a todas ellas.

Por último, se encuentra completamente traducido y doblado al español, y los actores de voz han hecho un trabajo encomendable encarnando a nuestros protagonistas.

windfolk

Está claro que nuestros enemigos no gastan mucho en mantenimiento

Tanta diversión como bugs

Lamentablemente y pese a ser un juego muy divertido, cuenta con demasiados bugs a día de hoy. La lista es por desgracia muy extensa y esperamos que soluciones errores como:

– Mal funcionamiento de enemigos que no te atacan y simplemente vuelan sin rumbo a tu alrededor.
– La posibilidad de quedarte atrapado en alguna pared siempre está ahí.
– La capacidad de evadir completamente todas las mecánicas de los jefes pero seguir golpeándoles sin problema, lo que suponemos no es algo intencionado.
– El bloqueo de tus armas y habilidades de forma completamente aleatoria, impidiéndote usarlas incluso en medio de un combate.
– Mal funcionamiento de los límites del mapa que pueden hacer que te quedes trabado en medio de estos, reiniciando completamente tu progreso en un capítulo si estabas bajo un límite de tiempo.
– Uno de los puzles dentro del juego no funcionaba, impidiéndonos continuar la historia y que hizo que el juego se cerrara de forma abrupta múltiples veces.

En su conjunto, hicieron que la experiencia fuera algo incómoda y frustrante, llegando a tener que repetir algunas instancias varias veces debido a ellos.

Exploraremos antiguas ruinas de viejas civilizaciones

Conclusiones

En definitiva, Windfolk nos ha presentado un mundo y una historia medianamente interesantes con cierto potencial de futuro si se trabajaran más su duración, elenco de personajes, y
variedad de armas y habilidades, así como sus posibles combinaciones.

Otra de las mayores contradicciones que deberían solventar, es la compatibilidad parcial con mando pese a que recomienden su uso para jugarlo. Los controles para mando no han sido
añadidos al juego, por lo menos aún, lo que hizo que tuviéramos que intentar adivinar qué hacía cada botón por instinto más que nada.

En resumidas cuentas, la jugabilidad de este fue lo bastante entretenida para que el progreso en la historia principal no se hiciera tedioso, pero no lo suficientemente cautivadora como para
que queramos seguir jugándolo de forma prolongada.

Windfolk está diseñado perfectamente para su extensión, pero recordad, ¡el cielo es solo el principio!

Para más análisis visita nuestra sección en Comunidad en Español

5.8

Nota

Puntuación general

Jugabilidad
6.5
Gráficos
5.0
Música y Sonido
7.0
Historia
6.5
Duración
4.0
Lo bueno
  • - Combate y controles sencillos pero satisfactorios.
  • - Logradísima sensación de vuelo.
  • - Las sinergias entre armas hacen que la experiencia de juego sea fantástica.
Lo malo
  • - La historia es algo corta y el final se nos hizo un poco abrupto.
  • - La variedad de armas y modos de juego es algo escasa.
  • - Los bugs lastraron en gran parte el disfrute general del juego, pero esperamos que sean arreglados en futuras actualizaciones
Autor

Guillermo De Vicente "sephw"

Fan de (casi) todo y siempre con algo que decir. Apasionado de los videojuegos, especialmente RPG, la música, y de cualquier buena historia sin importar qué formato tenga.