Tanuki Justice

0

Análisis de otro plataformas arcade simulando los 8bits y unos simpáticos protagonistas mapaches ninjas.

7.3

Nota

Puntuación general

Jugabilidad
7.0
Gráficos
7.0
Música y Sonido
7.0
Diversión y duración
8.0
Lo bueno
  • Una agradable sensación retro
  • Dificultad clásica
  • Multijugador cooperativo
Lo malo
  • Demasiado corto

Introducción:

De nuevo de la mano de PixelHeart, tenemos ante nosotros otro juego clásico de arcade, que nos planteara fases cortas, complicadas y todo un desafío, que nos harán repetir los pasos una y otra vez.

Sumérgete en la acción con estos dos hermanos mapaches ninja, que se ven obligados a enfrentarse al Demonio Habu que quiere dominar el mundo y destruir todo atisbo de paz.

Primer contacto ninja:

Una introducción pequeña, que nos lleva directamente a la acción, donde además de disparar shurikens por doquier, tendremos que esquivar, eliminar y saltar todo tipo de obstáculos que intentaran hacernos caer. Podremos potenciar nuestros shurikens, protegernos con barreras y lanzar un ataque especial que quitará de en medio a todos los enemigos que haya por delante.

Si aun así en la dificultad Normal, te parece un paseo, tienes el modo Difícil e Insano, sin duda un completo reto de habilidad, destreza y calma.
Como aliciente tenemos algunos trofeos que nos instan a completar ciertos desafíos casi imposibles.

Pixelart clásico:

Es un estilo muy particular que nos lleva un poco a aquellos primeros juegos de NES o Master System, pero con el añadido de dobles fondos que le dan cierta profundidad.
Por otro lado, el diseño de los protagonistas, así como gran parte del elenco de enemigos, tienen un aire muy simpático y en parte desenfadado, ya que algunos muestran su rabia en la cara.

Recorreremos hasta seis fases, que nos llevaran a aventurarnos por bosques, cavernas, la costa, cascadas, el cementerio… sin duda niveles de lo más variopintos, complicados y con una disposición muy trabajada con todo el estilo retro de los 8bits.

Música midi con toque actual:

Pues si, tanto los sonidos como la música tiene un tono similar a la música midi que se usaba en los juegos clásicos, pero con un aire más fresco, una buena combinación entre lo retro y lo moderno.

Nos llevarán sin duda a adentrarnos en el juego como si estuviésemos disfrutando de una maquina recreativa o a aquellos juegos de 8bits que nos divertían tanto.

Lo divertido no se acaba:

La parte más interesante, es poder disfrutar del juego con dos jugadores, que sin duda os llevará a intentar, por todos los medios, completar los retos de las fases. Eso si, tomad conciencia de que no será un camino fácil y se necesita toda la paciencia y habilidad del mundo concentrada.

Si por el contrario no tenemos con quien jugar, como ya decía al inicio, el juego ya de por si te reta a ti solo, con niveles cortos, intensos y llenos de acción, que si los completamos nos desbloquearan algunos modos extra como el “Survival“. ¿Te atreves a superar todos los niveles sin ser tocado?

¿Que nos habría faltado?

Algo que hecho en falta, es el poder escoger ciertos filtros (como vista de TV de tubo, scalines, etc), para entonar por completo todo el toque retro, obviamente no es algo imprescindible, pero nunca esta de más.

Valoración final

Intenso, divertido, muy arcade y todo un reto a completar. Sin duda se disfruta y nos llevan de cabeza con cada nivel, ampliando nuestra destreza para acabar con los enemigos y superar todos los obstáculos.

Autor

Yclan

Iniciado en los videojuegos a los 4 años de edad con la recreativa de Ninja Gaiden y los pinballs, no tardó en convertirse en una de mis aficiones de más envergadura, con una ingente cantidad de títulos terminados a las espaldas, pase a ser coleccionista y empecé a escribir sobre ellos con la experiencia de no pasar por alto ningún género.