Orwell’s Animal Farm Análisis: Una oda a los animales

0

La vida en la Granja Animal

George Orwell, aquel escritor inglés que tantas obras de ficción ha inspirado. Sus distopías totalitarias han sido grandes referentes para muchos juegos, como, por ejemplo, Orwell’s Animal Farm, del que he venido a hablar hoy.

Orwell’s Animal Farm toma inspiración de la novela Rebelión en la granja, escrita por Orwell y publicada en agosto de 1945, que nos plantea una alegoría a la revolución rusa y al régimen zarista con animales como protagonistas.

Todos los juegos son iguales, pero algunos juegos son más iguales que otros

El juego ha sido desarrollado por Nerial, el equipo detrás de Reigns, ese juego con cartas donde se debía mantener el equilibrio entre los poderes del reino.

La idea central de Reigns se mantiene aquí en Orwell’s Animal Farm, mezclando un gestor de recursos con una novela visual. En este caso los recursos a administrar se ven incrementados en número, ya que no serán poderes políticos, sino nuestros animales, los cuales cambiarán su estado de ánimo según lo que hagamos.

Tendremos también que andarnos con cuidado, puesto que esto es una granja y los animales necesitan comer y cada uno tiene necesidades específicas. Deberemos mantener el humor de nuestros personajes equilibrado. De no hacerlo, la historia irá desarrollándose de una forma u otra.

Respetando la obra, pero, con novedades

Rebelión en la granja es una novela magnifica. Su trama es atrapante, el mundo que nos plantea es interesante y los conflictos que presentan sus personajes son bien desarrollados a lo largo de la obra.

Asumo que muchos no conocen la historia, así que la comento un poco por encima. Los eventos se llevan a cabo en la Granja Manor, su propietario, el señor Jones, es expulsado de su granja por sus propios animales. Tras esto, los cerdos toman las riendas de la granja y fundan “el animalismo”, una corriente política que parodia al socialismo. Con todo esto, la historia se desarrolla con mucha sátira y demostrando que el poder es capaz de corromper incluso a los animales.

Orwell’s Animal Farm otorga al jugador la historia original del libro. Podemos ver cosas como los siete mandamientos del animalismo, la canción “Bestias de Inglaterra” y el ascenso al poder de los cerdos. Pero esto no se queda ahí, puesto que este añade situaciones nuevas que nos pueden llevar a una historia no antes vista y que culminará con uno de los múltiples finales que el juego tiene para ofrecer.

Algo negativo que tiene el título es su repetición. Los eventos suelen repetirse en exceso, y a diferencia de Reigns, en el que las partidas eran cortas y los diálogos divertidos, aquí la cosa es diferente. Cada partida es bastante larga, esto, sumado al tono serio de la historia, da como resultado que ver personajes repitiendo diálogos pierda su gracia al poco tiempo.

Debido a esto, descubrir todos los finales se volverá tedioso. Además, no hay algo que incentive la rejugabilidad para obtener todas las conclusiones.

Un cuento sobre una granja

Los gráficos de Orwell’s Animal Farm son bonitos, sus ilustraciones dan una caracterización única a los personajes, dotándolos de rasgos que les dan personalidad con un estilo de cuento para niños. Cada estación tiene sus dibujos y hay pequeñas cinemáticas donde también reluce este aspecto inocente.

La banda sonora es minimalista, tiene pocas pistas y la mayoría son de ambientación, a pesar de esto, están bien logradas y cumplen su función. Los sonidos de los animales se escuchan muy bien al igual que el narrador.

Orwell’s Animal Farm es un buen juego, si eres amante de la novela o de Orwell en general, te va a gustar. A pesar de que puede tornarse repetitivo, es una experiencia que vale la pena experimentar, gracias a su simpática historia que nos lleva a la reflexión.

7.0

Nota

Puntuación general

Historia
8.0
Gráficos
7.0
Jugabilidad
6.0
Música / Sonido
7.0
Diversión
7.0
Lo bueno
  • Buen apartado artístico.
  • Una buena adaptación de la novela.
  • Múltiples finales.
  • Desafiante.
Lo malo
  • Repetitivo.
  • Pocas pistas en la banda sonora.

No olvides leer la reseña de YesterMorrow, un plataformas con viajes en el tiempo bastante divertido.

Autor

Daarcket

Desde que tengo memoria he sentido un gusto especial por los videojuegos y el cine. Soy amante de los juegos independientes, las buenas historias y el pixelart. Escribir es algo que me apasiona bastante y lo trato de plasmar con cada nuevo análisis que hago.